Matando al dragón


Edificio
A veces descubres que elaborados adornos tan solo sirven para disfrazar mentes cerradas como ventanas de un vetusto edificio. Ideas que corroen las bisagras impidiendo abrirse al nuevo día que nos brinda otro amanecer.
La bestia se aferrada a sus dominios, rugiendo al viento aires de poder y grandeza, pero como ha sucedido a lo largo de la historia, la bestia será abatida ante los ojos de la muchedumbre por un nuevo paladín que ha de ocupar su lugar.
Es así como matando a un dragón surge otro para contenernos.
Barcelona
Sant Jordi

Anuncios

4 pensamientos en “Matando al dragón”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s