Tropezando con la misma piedra


IMG-20130828-00261

La multitud se agolpa a nuestro alrededor hasta casi asfixiar nuestro pequeño espacio vital.

Das patadas quitando las piedras del camino, aquellas que molestan, que no aportan nada, las que nos impiden avanzar. Sin embargo a otras les das la oportunidad de compartir tu espacio. Te abres a ellas y muestras tu interior dejando que cojan aquello que sabes les hará feliz, porque no te importa compartir.

Quizás depositamos demasiadas expectativas en ellas, quizás sobrevaloramos su capacidad de sacrificio, esperando inocentemente que un día nos aporten aquello que en su día ofrecimos. Porque las relaciones se basan en la reciprocidad, no nos engañemos. Al fin y al cabo cuando das esperas algún día recibir, poco o mucho, pero lo que no esperamos es que nos defrauden. Es ahí cuando surge el desengaño y el templo se derrumba ante nuestros ojos. Todo cae. Cae la confianza, el respeto, dando paso a la coraza de la decepción.

Y de nuevo vemos las piedras en el camino, agolpándose como una argamasa que no te deja respirar. Nos tropezamos con viejas y secas ramas, hojas marchitas que un día fueron vida de nuestra vida. 

Y entre toda esa multitud de piedras en nuestro camino surge un brote que capta nuestra atención.

Volvamos a empezar

Licencia de Creative Commons

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s